«Un momento fundacional»: La comunidad LGBTIQ+ recuerda el tercer aniversario de la manifestación del 11 de mayo de 2019


504 Vistas
Marcha LGBTIQ+ del 11 de mayo de 2019 (Foto: Alba Graciela, El Estornudo)

La plataforma 11M, un grupo independiente de activistas LGBTIQ+, convocó este miércoles a un «tuitazo» para conmemorar el tercer aniversario de la marcha del 11 de mayo de 2019, que fue reprimida por la policía, y el segundo de la fundación de la propia organización.

Las etiquetas usadas por la plataforma y numerosos activistas se han referido a la necesidad de tener una ley de identidad de género en Cuba, a la aprobación del Código de las Familias, y también solicitaron la libertad de Brenda Díaz, una mujer trans sancionada por participar en las protestas masivas del 11 de julio de 2021.

La marcha LGBTIQ+ de 2019, por su parte, ha sido considerada la primera manifestación independiente, numerosa y pacífica, ocurrida durante las últimas décadas en Cuba. Tras esa experiencia, en 2020, un grupo de artistas se reunió frente al Ministerio de Cultura con el fin de presionar a las autoridades para que dejaran de perseguir a el arte que se produce fuera de las instituciones estatales.

La ruta de resistencia ciudadana que condujo al 11 de julio de 2021, cuando salieron a las calles miles de personas en todo el país con reclamos para el gobierno, también está conectada con la marcha LGBTIQ+ de 2019.

Aunque la propia Mariela Castro, directora del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex) acusó a los manifestantes de haber organizado «un show convocado desde Miami y Matanzas» con apoyo de funcionarios estadounidenses, los activistas han defendido el carácter auténtico de los incidentes del 11 de mayo.

«La conga que daba la señal de arrancada, durante 11 años, a la Jornada Cubana de Lucha contra la Homofobia y la Transfobia coordinada por el Cenesex, había sido suspendida bajo razones de escaso peso y dudosa credibilidad», contó el escritor y activista Norge Espinosa en un artículo para Tremanda Nota.

Dice Espinosa que la iniciativa de marchar «se creó a velocidad de relámpago» como respuesta de la comunidad LGBTIQ+, que «a pesar de avances y un grado creciente de visibilidad», había visto cómo el gobierno evitaba legalizar el matrimonio igualitario en la Constitución de 2019.

El activista Isbel Díaz Torres, que detenido por la policía para que no marchara el 11 de mayo, tuiteó que «el #11M vino a consolidar una verdaderamente existente Comunidad LGBTIQ cubana», y lo definió como «un momento fundacional».  

Cartel de la Plataforma 11M publicado en Twitter para celebrar la fecha

La «conga» cancelada por cuarta vez

En este 2022, luego de 2 años suspendida por la pandemia de covid-19, el Cenesex anunció las XV Jornadas Cubanas contra la Homofobia y la Transfobia con el tradicional desfile LGBTIQ+ por las calles de La Habana.

No obstante, tras los sucesos del Hotel Saratoga, Mariela Castro informó en sus redes sociales que se decidió, «de manera consensuada», cancelar la «conga» por cuarto año consecutivo.

Mariela precisó que solo se suspenderían las actividades de las Jornadas que tienen «carácter festivo», mientras que se mantendrán las «acciones de diálogo científico y activismo social».

Ante la cancelación de la «conga», la plataforma 11M dijo a Tremenda Nota que «el 17 de mayo las personas LGBTIQ+ de Cuba no tenemos nada que celebrar (a menos que sea un cumpleaños)».

La escritora y activista Mel Herrera puntualizó: «La lectura que desde la cisheteronorma se hace de nuestras identidades disidentes: somos identidades festivas, somos solo un divertimento. Esa es nuestra misión y para lo que nos reclama la gente que dicta y sostiene la norma».

Los activistas de 11M coinciden en que el 17 de mayo, Día Internacional contra la Homofobia, la Bifobia y la Transfobia, lo que corresponde es una marcha de carácter político donde se presenten exigencias al gobierno cubano.

Entre las peticiones mencionadas en Twitter por el artista visual y activista Roberto Ramos Mori, se encuentra la de #LibertadParaBrendaDíaz, que fue condenada a 16 años de prisión por los sucesos del 11J.

Ramos Mori mencionó en un tweet la necesidad de que se aplique finalmente el programa de educación sexual integral que el gobierno postergó en 2021 tras la presión de varios grupos cristianos.

Tremenda Nota

Tremenda Nota

Una revista marginal

Comments (1)

Haz un comentario