Las deudas de la Revolución Cubana con las personas LGBTI+ fueron señaladas por funcionarios y activistas en la televisión oficial


1,279 Vistas
Mesa Redonda con directivos y activistas del Cenesex (Imágenes: Televisión Cubana)

Directivos del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), junto a activistas vinculados a la institución, señalaron en la Televisión Cubana varias de las principales demandas sociales y jurídicas que tienen las personas LGBTI+ en Cuba.

Mariela Castro Espín, directora del Cenesex y diputada al parlamento, fue una de las entrevistadas en la Mesa Redonda, además del abogado Manuel Vázquez Seijido y las activistas Malú Cano y Teresa de Jesús Fernández, en ocasión de celebrarse este mes la XIV edición de las Jornadas Cubanas contra la Homofobia y la Transfobia.

Al comienzo de su intervención, Castro Espín consideró que las Jornadas han impulsado un «cambio cultural», capaz de influir incluso en «compañeros que han estado vinculados a la vida política histórica del país».

«No estoy hablando de mi papá, mi papá está sensibilizado hace mucho, dice siempre que por mi mamá que lo sensibilizó, pero de todas maneras él jugó un papel importante dentro del Partido para poner sobre la mesa la necesidad de avanzar en la política del país, con relación a garantizar, reconocer, garantizar y proteger los derechos de las personas LGBTI», dijo la funcionaria, que es hija del expresidente Raúl Castro.

En abril pasado, Raúl Castro se refirió a los derechos LGBTI+ en la presentación de su último informe como primer secretario del Partido Comunista de Cuba (PCC), antes de dejar el cargo en manos de Miguel Díaz-Canel.

«Se profundizará el enfrentamiento a prejuicios asociados a la orientación sexual e identidad de género», afirmó.

Una comisión nombrada por el Consejo de Estado debe presentar en julio próximo el Código de las Familias al parlamento. El proyecto de ley, que debe resolver si habrá matrimonio igualitario en Cuba, será sometido a una consulta popular que ha provocado inquietud en la comunidad LGBTI+.

Sobre el Código de las Familias habló extensamente Manuel Vázquez Seijido, el subdirector del Cenesex. «Un reto importante es garantizar para todas las personas el matrimonio, sin distinción alguna», dijo.

Vázquez Seijido se refirió en detalle a las demandas que hace el activismo LGBTI+ al gobierno ahora mismo.

«Es fundamental garantizar el acceso a las técnicas de reproducción asistida de las personas LGBTIQ+ y yo creo que es algo que también ha sido un reclamo sistemático de las redes de activistas, sobre todo de las redes de mujeres lesbianas y bisexuales. También garantizar el derecho a adoptar de las parejas del mismo género y aquellas cuyo proyecto de vida no incluye la vida en pareja y sí la formación de una familia», señaló.

El abogado también llamó la atención sobre la carencia de normas legales para enfrentar los crímenes de odio.

«Es importante fortalecer la protección de las personas LGBTIQ+ en el ámbito penal, en el ámbito civil y en el ámbito procesal ante cualquier ocurrencia de violencias basadas en su identidad de género u orientación sexual», dijo.

Mesa Redonda con directivos y activistas del Cenesex (Televisión Cubana)

Teresa de Jesús Fernández es la coordinadora nacional de la Red de Mujeres Lesbianas y Bisexuales. En su intervención denunció la violencia de género relacionada con la orientación sexual.

Sin dar detalles, la activista mencionó las violaciones correctivas como un problema que también afecta a mujeres en el país. No hay estadísticas ni referencias oficiales en Cuba sobre esta forma de agresión sexual contra las lesbianas.

«Las vivencias que te cuentan esas mujeres son tremendas, no solo de rechazo en la familia, a veces de violencia recibida por padres y hermanos, incluso violaciones. Las historias son muy fuertes y desgraciadamente ha habido muchas mujeres que han sufrido y que todavía sufren, según el lugar donde se encuentran, el dolor y la violencia», denunció.

Los derechos pendientes de las personas trans

Malú Cano, la coordinadora de la Red de Personas Trans, Familias y Parejas (TransCuba), consideró que los «tres grandes espacios de vulneración de derechos» son la familia, la escuela y el trabajo.

«Desafortunadamente si no tenemos una comprensión buena en nuestros hogares, no tenemos una buena aceptación en esos espacios escolares, un número significativo de personas trans que abandonó las escuelas, por supuesto, no va a poder acceder a un trabajo digno», explicó.

Por estos motivos, razonó la activista, «un número significativo de personas trans tiene que practicar el sexo transaccional como medio de subsistencia».

Cano estudia actualmente en la Universidad de La Habana. También llamó la atención sobre la discriminación que enfrentan las personas trans incluso en la educación superior.

«Conozco historias de personas hoy en día que tienen que hacer llamadas constantemente al Cenesex, al departamento de asesoría jurídica, que se encarga entonces de poder resolver el conflicto, porque muchas de las personas trans que sí están interesadas en cursar sus estudios, en continuarlos, en superarse, en lograr ser un profesional, a veces se nos limita», denunció.

La activista se refirió también a los obstáculos para modificar el género en los documentos legales.

«Es sumamente importante el derecho a nuestra identidad sin tener que recurrir a una cirugía de adecuación genital», declaró.

Manuel Vázquez Seijido, sobre el mismo tema, se refirió a «la necesidad de garantizar el derecho de las personas trans a que se les reconozca jurídicamente su identidad de género a través de un proceso» que «debe ser expedito, desjudicializado y despatologizado, o sea, que no dependa de un procedimiento quirúrgico».

El abogado explicó que algunas personas, incluso sin someterse a cirugías genitales, pudieron cambiar su nombre en el registro civil, no su género. Hay leyes que lo permiten, aunque las solicitudes de otras personas, a pesar de tener circunstancias similares, fueron rechazadas. «La práctica no es uniforme», concluyó el abogado.

Vázquez Seijido consideró que «eso está ahora mismo en contradicción con los postulados constitucionales a partir de la prohibición de la discriminación por orientación sexual e identidad de género» en la Constitución de 2019.

Sin referirse a que las cirugías  fueron suspendidas hace pocos años, a pesar de la aspiración de modificarse los genitales que tienen mujeres y hombres trans , el abogado dijo que «hay que fortalecer los servicios de salud para la atención integral a la salud de las personas trans» a pesar de la «experiencia muy interesante de más de 10 años en la atención».

El subdirector del Cenesex, por último, informó sobre el carácter oficial que tendrá este 17 de mayo, Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia, en varias instituciones.

«Por primera vez nuestro ministerio, el Ministerio de Salud Pública, va a exponer el día 17 de mayo, durante todo el 17 de mayo, la bandera de la diversidad sexual», dijo.

También reveló que la bandera del arcoíris será proyectada durante la noche sobre las fortalezas coloniales de la Fuerza y de la Punta, en La Habana Vieja.

«Es un mensaje que está lanzando esta ciudad, este país, que está lanzando este Estado y este gobierno», enfatizó.

Tremenda Nota

Tremenda Nota

Una revista marginal

Comments (1)

Haz un comentario