La desaparición de menores en Cuba motiva a reclamar una «Alerta Amber»


1,212 Vistas
(Logo: Wikimedia)

El pasado 24 de junio, la plataforma feminista YoSíTeCreo en Cuba recordó la desaparición de los menores Yosbany Villar Ávila y Maydeleisis Rosales Rodríguez y reclamó la creación de un mecanismo más efectivo para llamar la atención sobre estos casos en Cuba. 

«Convocamos a todos los medios independientes, asociaciones, grupos y activistas de la sociedad civil a activar de conjunto en sus redes sociales una #AlertaAmberCiudadana ante las denuncias de desapariciones de menores», publicó la plataforma en su página de Facebook.

Yosbany, de 14 años, se encuentra desaparecido desde el 11 de diciembre de 2020. «Estaba jugando en la esquina de la casa y desapareció», relató su madre a Diario de Cuba.

Según cuenta Diario de Cuba, «la madre del menor (…) trató de hacer la denuncia el sábado (12 de diciembre) en la unidad policial de Aguilera, pero los agentes se negaron a admitirla “porque el niño tiene dirección de Caimito en su tarjeta de menor”».

«Tuvimos que ir el domingo a la unidad de la Policía de Caimito donde finalmente nos radicaron la denuncia. (El lunes) me llamó el papá del niño desde Caimito y dice que la Policía fue a la escuela y que este martes vendrán a mi casa a tomarme declaraciones», explicó la madre a Diario de Cuba.

Meses después, la familia continúa esperando la solución del caso. También declararon haber sido advertidos por la policía que podrían «tener problemas» si comparten información con los medios.

«Es verdad que fuimos advertidos por la Policía. No queremos problemas, pero no vamos a parar. Los dolientes somos nosotros y mi hijo tiene que aparecer», dijo la madre a Diario de Cuba.

Maydeleisis Rosales, de 16 años, se encuentra desaparecida desde el pasado 30 de mayo, informó CiberCuba. Heiman Rodríguez, hermano de la víctima y quien hizo púbica la desaparición de la adolescente en su Facebook, pidió «hacer viral la notica».

«La policía me ha peloteado cada vez que he ido a la estación de Zanja a preguntar. Me han tratado mal y lo único que quiero es saber de mi hija. No puedo renunciar a ese derecho», declaró Isis Rodríguez Ameneiro, la madre, a Cubanet.

«La petición parece improcedente en el contexto cubano, pero no sería el primer caso (…). A la mayoría de los casos de este tipo que han llegado a la prensa independiente no se les ha dado seguimiento o los denunciantes han sido silenciados por la policía o los delincuentes», dijo Cubanet en su nota del 16 de junio.

Este 22 de junio, YoSíTeCreo en Cuba solicitó al Ministerio de Comunicaciones y al Ministerio del Interior la «implementación urgente de un sistema de notificación de menores de edad desaparecidos». La nota, publicada en su red social, abundó sobre la importancia de esta medida, dado que «especialistas han indicado que las primeras horas son vitales, por ello la alerta se emite lo antes posible» desde distintos medios de comunicación.

(Carteles: YoSíTeCreo en Cuba)

La organización no gubernamental Cubalex, que brinda asistencia legal a cubanos desde su base en Estados Unidos, se unió al reclamo no solo por la necesidad de implementar una alerta pública en el país, sino también para denunciar del maltrato sufrido por los familiares de los menores de parte de las autoridades.

«El estado cubano destina vigilancia y recursos para hostigar a quienes disienten sin reparo; pero estos niños están desaparecidos y su familia ni siquiera puede pedir ayuda pública», declaró Cubalex en su página de Facebook.

Hasta la fecha no se ha habido ninguna reacción del gobierno cubano.

La feminista Salomé García Bacallao compartió en Facebook las denuncias realizadas por YoSíTeCreo en Cuba y agregó: «¡¿Qué están haciendo el Minint y la Seguridad del Estado?! ¡¿No son los niños lo más importante, lo que más protege supuestamente el Estado?!». García Bacallao exigió a la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (Etecsa) que «destine una fracción irrisoria a alertar a todos los usuarios cuando se radique una denuncia de desaparición en la PNR [Policía Nacional Revolucionaria]».

La Alerta Amber tuvo su inicio en Dallas, Estados Unidos, en 1996, según explica la organización The Amber Advocate en su página oficial: «Amber significa America’s Missing: Boradcast Emregency Reponse. El acrónimo fue creado como legado para Amber Hagerman, de nueve años de edad, que fue sustraída mientras montaba su bicicleta en Arlington, Texas, y luego brutalmente asesinada».

Los familiares de Yosbany Villar Ávila han compartido los teléfonos +53 51354520 y +53 51191301 para ofrecer cualquier información sobre su paradero. La familia de Maydeleisis Rosales Rodríguez también hizo públicos los teléfonos +53 59034727 y +53 78668924 con el mismo propósito.

Tremenda Nota

Tremenda Nota

Una revista marginal

Haz un comentario