El grupo feminista YoSíTeCreo en Cuba aboga por el fin del matrimonio infantil en el país


1,528 Vistas
(Foto: Archivo Tremenda Nota)

YoSíTeCreo en Cuba, la primera plataforma organizada en la isla para apoyar a mujeres afectadas por la violencia machista, ha lanzado una fuerte campaña en las redes sociales para exigir un Código de las Familias donde no se permita el matrimonio de menores de 18 años.

El Código de las Familias será presentado próximamente al parlamento y luego sometido a una consulta ciudadana. El pasado 23 de marzo, los medios oficiales informaron que el Consejo de Estado había nombrado una comisión para encargarse de la ley proyectada. Hasta el momento no se conocen los plazos en que debe hacerse público el texto.

Sobre su solicitud de prohibir el matrimonio infantil, YoSíTeCreo en Cuba dijo en Facebook que «esta modificación debe ir acompañada de estrategias de comunicación para promover la concientización sobre estos cambios legales y su significado positivo para la vida de las niñas y adolescentes».

La plataforma feminista ha estado compartiendo varios estudios y publicaciones que reflejan la situación legal en la que se encuentran algunos países de América Latina, y específicamente Cuba, con respecto al matrimonio de menores de edad.

En el caso cubano, el vigente Código de Familia, que data de la década de 1970, autoriza de manera excepcional el matrimonio infantil a partir de los 14 años en las niñas y de los 16 en los niños. Según YoSíTeCreo en Cuba, los criterios de esta legislación se sustentan en concepciones estereotipadas que discriminan por género y marcan brechas de desigualdad.

La ley vigente vino a sustituir en 1975 al viejo Código Civil español, que establecía la edad para contraer matrimonio en los 12 años para las niñas y en los 14 para los varones.

La Convención sobre los Derechos del Niño, de Naciones Unidas, asume como matrimonio infantil a cualquier unión, formal o informal, que incluya a un miembro menor de 18 años. Cuba firmó y ratificó el texto. Entró en vigor, como parte de la legislación cubana, en 1991.  

Uno de los textos compartidos por YoSíTeCreo en Cuba, publicado originalmente por la corresponsalía cubana del Servicio de Noticias de la Mujer en Latinoamérica (SEMlac Cuba), dice que «en el diagnóstico sobre incidencia de legislaciones y políticas en el acceso de adolescentes y jóvenes a servicios de salud sexual y reproductiva en Cuba, publicado en 2019 por las juristas Yamila González Ferrer e Ivonne Pérez, se revela que la comisión redactora del nuevo Código de las Familias estima necesario eliminar la excepcionalidad admitida para matrimonios de menores de 18 años».

El artículo de SEMlac Cuba cita una investigación en 2014 por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). Las cifras reunidas en el informe revelan que más del 30 por ciento de las mujeres entre 20 y 49 años, contrajo matrimonio antes de cumplir 18. El 5,9 por ciento se casó antes de los 15 años.

Las cifras compartidas por YoSíTeCreo en Cuba son alarmantes y poco conocidas en el país. Por ejemplo, el Anuario Demográfico de Cuba 2020, revela que, del total de matrimonios de adolescentes realizados en 2019, 34 ocurrieron a los 14 años, 125 a los 15, 305 a los 16 y 454 a los 17. En el caso de los varones los números son menores, pero también significativos. Se reportaron 106 matrimonios.

Otro de los textos usados por YoSíTeCreo en Cuba asegura que «en 2019, se realizaron 918 matrimonios de muchachas adolescentes menores de 18 años, con parejas mucho mayores que ellas, incluidos once casos en que el hombre tenía más de 50 años. Si se tiene en cuenta a las que apenas tienen 18 años, la cifra se dispara a 2 mil 231 matrimonios e incluye un matrimonio con un hombre de más de 70 años».

Un estudio publicado por Noticias ONU en 2019, afirma que América Latina es la única región del mundo donde no se han registrado logros en los últimos diez años en materia de medidas contra el matrimonio infantil y las uniones tempranas. «En toda la región en 2017, el 23% de las mujeres de 20 a 24 años ya había estado casada o en unión a los 18 años, y el 5% a los 15 años», asegura.

La alerta que pone YoSíTeCreo en el escenario cubano está indicando, además, la importancia de tener en cuenta que todo acto vinculado al matrimonio infantil genera situaciones de vulnerabilidad y riesgo a corto y largo plazo. Además, porque implica la desprotección legal de padres y madres. En muchos casos, se conecta directamente con otras formas de violencias de género.

Desde otras plataformas y escenarios se lanzan demandas sobre el nuevo Código de las Familias. Tal es el caso de la campaña «Todos los Derechos Para Todas Las Personas», iniciada en 2018 y relanzada recientemente por el proyecto matancero AfroAtenAs. Una de sus últimas acciones fue el envío de una carta a la Asamblea Nacional del Poder Popular, con varias solicitudes.

El texto estuvo motivado por la preocupación de la comunidad LGBTI+ ante la escasa información disponible sobre el Código de las Familias, la ley que podría establecer en Cuba finalmente el matrimonio entre personas del mismo género.

Alexis Jiménez Yang

Alexis Jiménez Yang

Periodista

Comments (2)

Haz un comentario