Cuba: Se publicará próximamente el proyecto del Código de las Familias, tras 22 versiones y más de una década de espera


965 Vistas
Díaz-Canel se reunió este lunes con miembros de la comisión redactora del Código de las Familias (Foto: Granma)

El Código de las Familias, la ley que debe establecer si habrá matrimonio LGBTIQ+ en Cuba, será publicado próximamente, comunicó el gobierno después de una reunión este lunes entre el presidente Miguel Díaz-Canel y los miembros de la comisión a cargo de redactar el texto legal.

«Una de las principales decisiones que hoy adoptó la Comisión fue dar ya un nivel de publicidad, de conocimiento a nuestra población, de esa versión trabajada del Código de las Familias, porque ahora vamos a iniciar (…) una fase de las denominadas consultas especializadas», dijo a la prensa el ministro de Justicia Oscar Silvera Martínez, según el diario Juventud Rebelde.

«Hemos querido, y así lo hemos acordado, y el Presidente lo ha ratificado, que esta versión sea de conocimiento de todo nuestro pueblo, porque nos va a permitir captar opiniones», añadió.

El parlamento cubano informó a principios de julio que la sesión correspondiente a ese mes, cuando debió presentarse el Código de las Familias, quedaba postergada «teniendo en cuenta la compleja situación epidemiológica como resultado de la pandemia de COVID-19».

La historia de este proyecto de ley es larga y confusa. Comenzó hace varias décadas y la mayoría de los desacuerdos que finalmente provocaron la postergación del matrimonio LGBTIQ+ han transcurrido a puertas cerradas.

Mariela Castro, la directora del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), mencionó públicamente em 2008 que se quería reformar el viejo Código de Familia.

Para 2010, María Esther Reus, ministra de Justicia, dijo al periodista y activista Francisco Rodríguez Cruz que un nuevo Código de Familia era inminente y que incluiría alguna opción legal, al parecer una alternativa al matrimonio heterosexual, para las parejas LGBTIQ+. También dijo a Rodríguez Cruz que el texto de la futura ley todavía era «secreto».

No fue hasta 2021, más de una década después, que el Consejo de Estado creó una comisión para redactar el Código de las Familias. Esta decisión es uno de los resultados de la discusión sobre el matrimonio LGBTIQ+ que ocurrió en 2018.

Ese año las autoridades organizaron un debate ciudadano para establecer la redacción final del proyecto de Constitución que se aprobó en 2019 después de un referendo. Buena parte de las opiniones que se registraron desaprobaban el artículo 68, que definía el matrimonio como «la unión de dos personas». Con ese criterio a la vista, los legisladores decidieron optar por un concepto menos preciso de matrimonio y disponer que el dilema fuera resuelta por el Código de las Familias en los próximos 2 años. Ese plazo ya terminó.

«Avanzar con la consulta más amplia posible; saber qué piensan los jóvenes –porque ellos harán las familias del futuro–; conocer qué opinan juristas y representantes de distintos sectores de la sociedad; que todo eso tribute a una propuesta robusta del nuevo Código de las Familias, la cual pueda ser analizada en la Asamblea Nacional del Poder Popular, y sobre la que, seguidamente, el pueblo exprese su sentir».

Así resumió Juventud Rebelde la intervención de Díaz-Canel en su reunión con los redactores de la nueva ley, cuyo contenido todavía no es público.

Según la nota publicada por ese diario, la comisión redactora presentó este lunes al gobierno «la versión 22» del texto legal. El ministro de Justicia dijo a la prensa, después del encuentro entre los redactores y Díaz-Canel, que esta es la versión con «un consenso de aprobación» que será presentada al parlamento.

Según Juventud Rebelde, Díaz-Canel invitó a «trabajar sin secretismo» sobre el Código de las Familias y a explicar los contenidos de la versión aprobada con «buen apoyo de la comunicación social».

«Con las consultas especializadas y con lo que la gente vaya hablando a partir de lo que se vaya conociendo, vamos a tener un consenso más robusto y más rápido», también dijo Díaz-Canel este lunes.

Una de las principales críticas que ha hecho el activismo LGBTIQ+ a las autoridades ha sido precisamente la falta de información. Desde que se hizo oficial la constitución de una comisión encargada de redactar el Código de las Familias, pasó un mes antes de que se revelaran las identidades de los miembros. Otro de los señalamientos fue que ninguno es una persona abiertamente gay, lesbiana, bisexual, trans o intersexual.

El ministro de Justicia recordó que el proyecto de ley «será sometido, por mandato de la Asamblea Nacional, a un proceso de consulta popular», pero no determinó los nuevos plazos para la aprobación del Código.  

En las declaraciones de Díaz-Canel y otros funcionarios publicadas por Juventud Rebelde, Granma y otros medios oficiales, no se menciona explícitamente el matrimonio LGBTIQ+.

Tremenda Nota

Tremenda Nota

Una revista marginal

Comments (4)

Haz un comentario