Cuba: El Decreto-Ley de Bienestar Animal entrará en vigor para julio de 2021


1,281 Vistas
(Foto: María Lucía Expósito)

La Gaceta Oficial de la República publicó este sábado el Decreto-Ley de Bienestar Animal, a un mes y medio de su aprobación por el Consejo de Estado el 26 de febrero de 2021. También se dio a conocer el reglamento que hará efectivas las normas adoptadas por la nueva ley.

«Es un reclamo de nuestra sociedad la implementación de disposiciones normativas que garanticen el bienestar animal y que a la vez contribuyan a concientizar a nuestra población en el cuidado y respeto a los mismos», dice la introducción del texto legal.

La ley declara, en su primer artículo la adhesión del Estado cubano al «enfoque Una Salud», promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en los últimos años. Ese enfoque, según el decreto, establece que «la salud humana y la sanidad animal son interdependientes y están vinculadas a los ecosistemas en los cuales coexisten».

En la nueva ley el bienestar animal aparece definido como «el adecuado estado físico y mental de un animal en relación con las condiciones en las que vive y muere».

En respuesta a las demandas del activismo animalista, el decreto dispone la creación de centros para la atención, acogida, rescate y rehabilitación de los animales sin hogar.

La nueva ley regula la atención que deben recibir tanto los animales dedicados a la producción como los afectivos. Establece normas también sobre los sacrificios, la transportación, la exhibición y la comercialización.

El decreto-ley estará vigente para julio de 2021, a tres meses de su publicación en la Gaceta Oficial. Sin embargo, una de las disposiciones transitorias otorga un plazo mayor, de seis meses, para que el Ministerio de la Agricultura y otras instituciones responsables establezcan «planes de acciones» con el propósito de fundar, sin plazo establecido, los centros de rescate y rehabilitación.

La nueva norma también establece acciones educativas. En seis meses, dice otra de las disposiciones transitorias, los ministerios de la Agricultura y Educación Superior deben coordinar «la actualización de los contenidos sobre el bienestar animal, en los planes y programas de estudio, la educación de posgrado, la actividad de ciencia, tecnología e innovación y la extensión universitaria».

La aprobación del decreto-ley el pasado 26 de febrero fue uno de los resultados de la presión del activismo.

Con especial fuerza desde 2019, cuando organizaron una marcha en abril de ese año por las calles de La Habana, los animalistas han pedido insistentemente que se legislara sobre este tema. En noviembre, ante reportes de violencia contra perros callejeros, los activistas se manifestaron con carteles en un establecimiento del Ministerio de Salud Pública.

La última protesta de los animalistas ocurrió el pasado 19 de febrero, frente al Ministerio de la Agricultura. Este incidente precipitó la aprobación del decreto-ley, aunque su contenido no se hizo público hasta este 10 de abril.

La mayoría del activismo animalista sigue trabajando sin reconocimiento legal. Varias personas y organizaciones que gestionan refugios, han reportado acoso por parte de las autoridades.

Tremenda Nota

Tremenda Nota

Una revista marginal

Comments (1)

Haz un comentario